Cuando los niños o niñas tienen entre dos y tres años de edad, su creatividad y curiosidad están en pleno auge. De hecho, es el mejor momento para acercarlos a distintas actividades que estimulen su coordinación, concentración y memoria. Por lo tanto, poner al infante en contacto con sus primeras experiencias artísticas será una gran manera de activar su imaginación y de divertirse a lo grande.

Si quieres descubrir las mejores actividades de arte para niños y niñas de 2 a 3 años, en este artículo de parasubebe tendrás toda la información que buscas. Pintar con ceras, rotular, jugar con plastilina y muchas actividades más que te proponemos te ayudarán a desarrollar la motricidad fina en el infante, fomentar sus habilidades sociales y que vayan adquiriendo poco a poco su propio sentido de independencia para enfrentarse con más éxito a otras experiencias de la vida.

Beneficios del arte en los niños y niñas

¿Qué beneficios tiene trabajar el arte en la infancia? Son muchos los especialistas e investigadores infantiles que destacan los beneficios que tiene el arte en el desarrollo del infante, sobre todo cuando han estado en contacto con las expresiones artísticas desde una edad muy temprana.

El arte ayuda a los niños/as a que aprendan a expresar sus emociones. Además, sirve para que ganen confianza en sí mismos, desarrollen sus habilidades comunicativas y empiecen a pensar de forma más creativa. Descubre más beneficios del arte en los niños y niñas a continuación:

  • Refina su motricidad fina y su motricidad gruesa.
  • Sirve para que comprendan los pasos y sugerencias al momento de realizar las actividades.
  • Fomenta el dinamismo y el entretenimiento.
  • Mejora sus habilidades de concentración y observación.
  • Ayuda a que aprendan sobre el mundo que les rodea.
  • Inicia las nociones de ubicación espacial.
  • Propicia la solidaridad y la convivencia.

Lo más importante es que en el proceso los niños y las niñas aprenderán a tomar decisiones y vivirán sus propias experiencias. Ahora que ya conoces los beneficios de las actividades de arte para niños de 2 a 3 años, te mostraremos las estrategias más recomendables y fáciles de aplicar.

Cubos congelados de colores

Iniciamos las actividades para niños de artes elásticas con una idea genial y divertida. Solamente necesitarás una cubeta de hielo, agua y colorantes vegetales en tonos amarillo, azul y rojo. El objetivo es que prepares distintos cubitos de colores y los congeles en las cubetas.

Cuando ya estén en estado sólido, saca todos los hielos, espárcelos en una superficie plana y descubre junto con el niño o la niña las asombrosas combinaciones de colores que se forman.

Pintura sin pinceles

Otra divertida y genial actividad de arte para niños de 2 a 3 años es crear obras originales sobre un cartón, pero sin utilizar pinceles. Se trata de una estrategia para potenciar la motricidad fina y la concentración. Para ponerla en práctica solo vas a necesitar las siguientes herramientas:

  • Cartón o cartulina lisa y suave.
  • Tijeras.
  • Pinturas de los colores que quieras.
  • Papel para pintar del material y color que quieras.

Cuando ya tengas todos los materiales a mano, sigue estos pasos:

  1. Corta la cartulina o el cartón en forma de flecos como si fuera una brocha.
  2. Después, enróllala para que quede como un tubo o cono, así tendrás un pincel improvisado.
  3. Deja que los/as niños/as utilicen las pinturas a su gusto, den rienda suelta a su creatividad y realicen las combinaciones que prefieran sobre el papel. Verás que se lo pasarán en grande.

Pintura con sellos

¿Quieres más ideas de actividades de arte para niños de 2 a 3 años? A los más pequeños les encanta sumergir sellos de goma en pintura y dejar su marca por toda la hoja de papel. Con algunos artículos comunes del hogar podrás fabricar tu propio set de sellos y almohadillas.

Para ello necesitarás corchos de vino reciclados, tapas de refresco o de cualquier envase, goma Eva, hojas en blanco, pistola de silicona, pintura y envases de boca ancha para sumergir los sellos. Una vez tengas en material, sigue estas instrucciones:

  1. Corta el corcho con la forma de tu preferencia: círculo, triángulo, estrella, trébol, etcétera.
  2. Con la ayuda de la pistola de silicona, pega la forma en la tapa de refresco, de tal manera que el niño o la niña pueda sujetar la tapa con la mano para que la sumerja en la pintura.
  3. Deja que selle la hoja en blanco a su gusto o hasta puedes señalarle dónde quieres que ponga su sello. De esta manera, el infante aprenderá nociones de lateralidad y de ubicación espacial.

Pintura y diversión con pajitas

Sin duda, esta es una de las mejores actividades de arte para niños/as de 2 a 3 años. Con ella se estimula la orientación, la motricidad y la coordinación óculo-manual. Para empezar, deja caer unas gotas de cualquier pintura líquida sobre una hoja blanca y pídele al infante que sople la pintura con una pajita en la dirección que más le guste. Las imágenes que aparecerán serán muy divertidas.

Arte y naturaleza

Cuando los niños cumplen los dos años, su curiosidad es muy elevada. Por lo tanto, es un buen momento para que aprendan a identificar algunos elementos naturales. Puedes ir hasta un parque o al jardín de tu casa a buscar algunas hojas secas. Después, anímalos a que pinten cada hoja que recogieron con el color de su preferencia y que las una ligeramente a un papel blanco. Cuando levanten las hojas, quedará una impresión en el papel colorida, bonita y genial.

Árbol arcoíris

Siguiendo con las actividades de arte para niños y niñas, te mostramos una idea novedosa y que es magnífica para potenciar la solidaridad y el uso de patrones instruccionales. Se trata de una forma artesanía natural en la que pueden participar todos los miembros de la familia.

Esta actividad se realiza de la siguiente manera:

  1. Coger una rama seca grande que hayamos encontrado por el suelo en cualquier bosque o parque cercano.
  2. Ponerla en una base firme, como un balde de arena, para que toda la familia la pinte con los colores que prefieran.
  3. Al terminar, coloca la pieza de arte en alguna zona de tu casa donde todos/as puedan admirarla.

Cuadro sensorial

Esta es una actividad artística fácil de hacer y para la cual solamente necesitarás algunos productos de tu hogar como arroz, pasta, algodón, granos, arena, azúcar, etcétera. La finalidad de esta actividad es que juntes varios elementos y montes un arte plástico con un poco de cola blanca para que el niño/a identifique las distintas texturas presentes en el mismo.

No hace falta que sea muy grande, pero sí que el infante participe en su elaboración para que aprenda a reconocer la diferencia entre las texturas.

Moldear plastilina

Jugar con plastilina es una de las estrategias más acertadas para despertar la imaginación y fortalecer la motricidad fina del niño o niña. Además, es un material fácil de manipular y que los infantes pueden aplastar con sus manitas sin problemas.

A la hora de realizar esta actividad, coloca varias plastilinas y moldes sobre una mesa para que el niño o la niña empiece a crear las imágenes o figuras que quieran. Además, es importante que al finalizar su trabajo reconozcas su esfuerzo y le felicites por su gran empeño.

Flores con cartón de huevo

Otra de las actividades de arte para niños de 2 a 3 años es hacer distintas flores coloridas con un cartón de huevo que te sobre en casa. El material que necesitarás son unas tijeras, cartón de huevo, pinceles y pinturas o acrílicos.

Una vez tengas el material, los pasos a seguir para hacer las flores con cartón de hueso son los siguientes:

  1. Recorta cuatro secciones o pétalos con el cartón de huevos.
  2. Deja que el niño/a pinte cada pétalo con el color que prefiera.
  3. Para terminar, también puedes añadirle un palito como tallo para que quede más realista.
  4. El resultado final también podría ser un bonito detalle como regalo de navidad para familiares.

Pinta deditos

¿Cómo trabajar el arte con niños de 3 años? La pintura con dedos es una actividad que les encantará y para la que solo necesitarás un papel en blanco y tener a mano cualquier pintura de dedos. Después, solo quedará ensuciar las manos del niño o niña con pintura para que deje sus huellas en la superficie del papel. De esta forma, tendrás su marca personal como un valioso recuerdo.